¡Frota la lámpara del genio!

FROTA LA LÁMPARA DEL GENIO

Viento: Céfiro.

Objetivo: Pedir, haciendo realidad aquello que pides.

Duración: Un par de minutos.

¿Cuántas veces habrías frotado la lámpara del genio si la hubieras tenido entre tus manos? Este ejercicio te va a permitir frotar la lámpara y pedirle al genio aquello que verdaderamente deseas en este momento, con algunas particularidades que ya te comentará el inquilino de tan maravillosa morada, si consigues hacerlo salir de ella.

La práctica:

Imagina que frotas la lámpara maravillosa y sale de su interior el genio para concederte 3 deseos. Antes de nada, el genio te informa de las condiciones particulares bajo las cuales está dispuesto a acceder a tu petición:

  • Te concedo lo que me pidas si cumples mis condiciones

  • Mi generosidad será proporcional a la responsabilidad que tú asumas con lo que me pidas.

  • Yo soy tú, y aquello que me pides, realmente te lo estás pidiendo a ti mismo. El esfuerzo que yo hago y la generosidad con la que lo hago, realmente eres tú quien los lleva a cabo.

Ahora, responde a esta pregunta:

  • ¿Qué le pides realmente al genio?

Notas:

La imagen es propiedad de Freepik Company, S.L.

El texto se corresponde con el ejercicio nº13 del libro de próxima publicación: «Angelus, el mensaje oculto del sentido de la vida», de Ángel Casado.

Relacionados
Ejerce tu liderazgo

Con el liderazgo ocurre lo mismo que con el talento, siendo un tema del que se teoriza mucho y se practica poco,  por lo que merece la pena que revises su sentido y significado. Cada vez que «tomas el mando” en cualquier circunstancia o situación en la vida, ejerces tu liderazgo y lo manifiestas cuando, […]

Germinando con el coaching

Resulta sorprendente ver cómo entra y cómo sale el cliente en las sesiones de coaching. Cada uno a su manera, a su ritmo y siguiendo su propio proceso, acaba “germinando”. Esta palabra es, a mi modo de ver, la que mejor describe lo que pasa en esos sorprendentes encuentros, porque siempre hay un “añadido”, un […]

Deja un comentario